Esta otra entrevista me la otorgó una muy buena amiga, ex-novia de una chica Transexual:

Ingrid: ¡Hola! ¿Cómo estás?

Adriana: Muy bien, muchas gracias.

Ingrid: ¿Te gustaría que te hiciera una entrevista?

Adriana: Sí, claro; con mucho gusto.

Ingrid: ¡Perfecto! ¡Muchas gracias! Comencemos:

Ingrid: ¿Cómo conociste a tu ex?

Adriana: Por el internet, en AOL. Jejeje...

Ingrid: ¿Y sabías que él vestía de chica?

Adriana: Pues cuando lo conocí no. Ya que salimos como dos veces nos confesamos algunos secretos y en esos estaba su tendencia a vestirse, aunque sólo pensé que era como un fetichismo.

Ingrid: ¿Y cuánto tardaron en hacerse novios?

Adriana: Pues a la semana platicamos sobre tener algo, pero más bien tardamos como un año para que pudieramos ser novios. Fue un poco tormentosa la relación, he de decirte la verdad, pues él no había acabado con una relación anterior; así que nos costó mucho trabajo.

Ingrid: ¿Y supiste de su travestismo antes o después de comenzar su noviazgo?

Adriana: Desde la semana de conocernos supe de su travestismo.

Ingrid: ¿Y cómo tomaste ese tema?

Adriana: Pues la verdad, he de decirte que yo fui bailarina exótica, así que lo de su travestismo no era nada que yo no hubiera visto.

Ingrid: ¿Y cómo empezó el proceso de pasar de travesti a transgénero?

Adriana: Ese proceso sí fue difícil para mí, pues cada vez él quería estar más tiempo vestido de chica y yo ya no sabía cómo reaccionar. Una vez nos fuimos a Jalapa y estuvimos más de 15 días y él en su papel de chica; ahí entendí que era más que vestirse de chica, que él quería ser una chica y yo no sabía cómo reaccionar a eso, pues yo me había enamorado de un hombre y nunca se me ocurrió que mi amor era por el ser y no por la apariencia. Para llegar a eso fue un proceso que tuve que pasar.

Ingrid: ¿Qué dudas te surgieron? ¿Qué sentimientos? ¿Qué preocupaciones?

Adriana: Pues la duda era si podía vivir con una mujer, los sentimientos estaban confusos y me preocupaba mi familia.

Ingrid: ¿Tuvieron algĂșn problema con tu familia o con la sociedad mientras él andaba como chica?

Adriana: Pues cuando nos casamos ella ya vivía como chica pero sólo algunos familiares me dejaron de hablar. Jeje... Pero yo les dije que me había casado porque con ella quería vivir. Hablé con mis tíos uno por uno para que nos aceptaran y casi todos nos aceptaron como una pareja. Hubo sólo un tío que me dejó de hablar y, la verdad, no era mucha mi preocupación.